No hay justificación

Angy Pasache

Por: Angy Pasache Sernaqué

No reforcemos estereotipos machistas, no hay justificación para violar a una mujer.

En los últimos días ha circulado en las redes sociales, radio y hasta en la televisión, la noticia de la violación en grupo a una joven de 21 años de edad. Pero lejos de proteger a la víctima, cierta prensa mostraba su triste rostro. 
Algunos de los comentarios que me indignaron, textualmente, decían lo siguiente: “Los hombres necesitamos desahogarnos un rato del trabajo del día a día, qué más lindo que una chica de 21 añitos (…) son unos pobres muchachos que sufren la crisis que estamos viviendo”. Otras bestias decían: “Bien que le gustó y ahora se hace la digna”, “Ella tuvo la culpa por andar de puta”, “¿Quién la mandó de fiesta estando en emergencia?” (…) Y lo último que dijo el abogado: “A la señorita le gustaba la vida social”, triste comentario que intenta minimizar a los delincuentes y que pretende justificar la violación.

Tengo amigos con los que he bebido un par de chelas, un vinito, o hemos salido a pasear; eso no me convierte en una puta o en una mujer fácil, y ninguno de ellos ha sido capaz de tocarme un pelo.
Nadie provoca una violación, saquémonos eso de la cabeza. El único o los únicos culpables son ellos, los violadores. Pero, lamentablemente, vivimos en una sociedad tan machista que va a juzgar siempre a la víctima, pero no señala a los violadores. 

Pero yo admiro la valentía de aquella joven por denunciar y no callar, como muchas lo hacemos; porque lo que le espera no va a ser fácil. Se tiene que enfrentar a todo un sistema machista, que lejos de apoyarla la va a seguir cuestionando; y, lo que es peor, la justicia no siempre recorre en línea recta.

Pero yo admiro la valentía de aquella joven porque tiene que estar preparada para que la prensa y la gente se inmiscuya en su vida privada, y van a escarbar hasta lo más profundo para encontrar algo que desmienta su versión; porque es más fácil creerles a ellos que a ella.

Pero yo admiro la valentía de aquella joven y quiero decirle que no está sola, detrás de ella hemos miles que nos sentimos representadas con su historia, que le creemos y que estamos dispuestas a defenderla porque, aunque ya suene a cliché, “si tocan a una, respondemos todas”.

Quiero decirle a aquella joven que el dolor pasa, las heridas sanan, y aunque queden las cicatrices en el alma, es lo que te hará más fuerte y más capaz para sobrevivir. Tal Vez hoy pienses que el mundo se te viene encima y querrás retroceder el tiempo y cambiar la situación; tal vez te arrepientas de ir a denunciar porque todo el Perú se enteró y muchos te culparán. Pero nada, mujer, hiciste lo correcto, como siempre debe hacerse, para que las miles de mujeres que están pasando por situaciones similares puedan denunciar y gritar su rabia hasta quedar exhaustas buscando justicia.

Muchos la critican por ir a una fiesta cuando estamos en emergencia; es cierto, las fiestas están prohibidas, pero ya suficiente calvario tiene con semejante agresión como para seguir cuestionándola con el fin de minimizar el delito. Nada justifica una violación. El usar ropa ajustada o corta, el divertirnos con amigos, el caminar sola por la noche, nada, nada de eso da licencia a los hombres para violar o acosar.  Hoy ha sido ella, pero el mundo está tan violento que mañana puede ser una mujer cercana que cree en la amistad y gusta de la vida social.

Metámonos esto en la cabeza. Nada justifica una violación.

Autor

  • Nací en Paita, 1957, aquí nomás en la Independencia He pescado desde fuera de Órganos hasta el Golfo de Guinea, desde las Seychelles hasta la roca de Sokhes Tengo 3 hijos, 5 nietos!

Agregue un comentario

Next Post

Los Morán Carrasco y los Nutri-padrinos

Mié Oct 28 , 2020
  Paúl Morán no sabe cuántos clientes ha tenido en su vida profesional, tampoco lleva el control de cuántos libros soportan sus anaqueles. Cada ejemplar en su oficina es una historia diferente. Cada uno de ellos es un amigo, un compañero, el recuerdo de un […]
Familia Moran Carrasco

Anuncios

Categorías